30 años de Out Of Time de R.E.M.

1991 fue un año en el que se publicaron discos muy especiales en casi todos los estilos musicales y particularmente en los que engloba el Rock. Algunos de ellos marcaron una época, otros comenzaron una trayectoria y también los hubo que supusieron el fin de otra. “30 años de…” es nuestra manera de rendir homenaje a esas obras musicales compartiendo con nuestros lectores y lectoras la huella que han dejado en nuestro equipo de redacción. Y ya de paso, recordar tiempos en los que la música que nos mueve a formar parte de esto ocupaba el lugar que se merece. 

Un ejercicio de nostalgia, reconocimiento y celebración. Y para ti que nos lees, ¿qué supuso ese disco en tu vida?

Hoy se cumplen 30 años del lanzamiento de Out Of Time de R.E.M., un disco superventas durante los primeros años de la década de los 90 con algunas canciones que siguen siendo auténticos clásicos del Pop Rock de todos los tiempos. En una época donde la radio y la MTV eran las mejores plataformas de difusión del Rock y los estilos alternativos, la ya por entonces veterana banda alcanzó la cumbre del éxito con este su séptimo disco, ganador de 3 premios Grammy. Varios redactores de esta casa nos hablan sobre el disco contestando a las siguientes cuestiones:

¿Cuándo escuchaste el disco por primera vez?

Manu Hernández: El disco entero… pues probablemente en su época o al año siguiente. Fuera de lo que era el Heavy Metal y afines, eran pocas las bandas de otros estilos que escuchaba en la época. Lo que sí recuerdo es lo mucho que su single Losing My Religion sonaba en las radios y en los pubs en esos primeros años que empezaba a salir de fiesta.

Melanie Silva: Cuando descubrí a Nirvana empecé a escuchar mucha más música de esta época, entre estas bandas se encontraba R.E.M., justo con este disco y con la canción de Losing My Religion fue cuando empecé a indagar más en su música.

Pedro Hernández: Lo escuché cuando lo publicaron. Por aquella época, si estabas vivo, era imposible no escuchar Losing My Religion en la radio… Sonaba a todas horas… Acabé comprándome el cassette en un viaje de estudios.

Sergio Vecino: No recuerdo exactamente con qué edad, pero fue una época en la que investigué con mi mejor amigo discos de la época.

¿Qué te aportó o qué te inspiró el disco? 

Manu Hernández: En casa la MTV era religión, y ver aquella banda medio sombría con pinta de amish y aquel baile de brazos tan particular de su cantante me llamó la atención. Losing My Religion era una canción triste y nostálgica a la vez que festiva. Escucharla y bailarla era una buena manera de quitarse las penas esa edad tan convulsa que es el paso de la adolescencia a la edad adulta. Esa manera de explotar el lado melancólico de la vida fue su gran éxito.

Melanie Silva: Se convirtieron en un imprescindible en mis listas de reproducción, son una de esas bandas que escuchar cuando te apetece desconectar de todo, con un sonido que no encuentras en ningún otro grupo.

Pedro Hernández: Este disco me hizo descubrir la banda… Me puse a investigar más sobre ellos hasta encontrarme con Document que me gustó mucho más pese a que en líneas generales Out Of Time suena mucho mejor.

Sergio Vecino: Para mi fueron un descubrimiento, son una de esas bandas que una vez las escuchas identificas la personalidad de su sonido en un momento, comprendí perfectamente el porqué de su renombre.

¿Fue tu primer disco del artista?

Manu Hernández: Sí, y no recuerdo cuánto tardé en tenerlo entero, aunque no era original, seguramente grabado en cinta cassette o CD.

Melanie Silva: Sí, fue el primer disco que escuché de la banda y el que me hizo conectar con ellos inmediatamente, creo que es un trabajo que refleja muy bien su sonido y que marcó un antes y un después en su carrera.

Pedro Hernández: Sí. Tras él compre Document y un año más tarde Automatic for the People.

Sergio Vecino: Sí, primero empecé escuchando temas sueltos, pero cuando me puse con la discografía fue el primero que escuché completo. Recuerdo que había una época en la que no paraba de ponerlo en bucle.

¿Crees que es el mejor disco de su carrera?

Manu Hernández: Pues estoy entre éste y el siguiente, Automatic For The People. En ambos se combinan canciones aburridas -todo sea dicho- con temazos que ya son parte del catálogo representativo del Rock comercial de los 90. Quizás escuchando más a fondo su discografía anterior hubiera descubierto más cosas por el estilo y me hubiera costado elegir, pero nunca lo he hecho más allá de grandísimos temas sueltos como The One I Love o It`s the End of The World.

Melanie Silva: Sí, sin duda creo que es su mejor trabajo y como he comentado anteriormente el que más relevancia ha tenido en su carrera, con él ganaron tres premios Grammy y fue colocado como el mejor disco de todos los tiempos en varios medios de prensa a lo largo de los años. Además de ello de él ha salido el tema más emblemático de la banda Losing My Religion.

Pedro Hernández: Si pensamos en la repercusión que tuvieron los singles probablemente lo sea, pero, para mi gusto, prefiero Document, me parece un disco algo más crudo y, sobre todo, no hace falta escuchar por enésima vez Losing my Religion que es de esas canciones que de tanto ponerlas en todas partes uno acaba teniendo cierto rechazo…

Sergio Vecino: Es muy probable, aparte de incluir su canción más conocida el trabajo está muy bien cuidado teniendo grandes canciones mirándolo en perspectiva es normal la gran fama que ha adquirido.

¿Cuál es tu canción favorita del disco?

Manu Hernández: Indudablemente Losing My Religion. Es de esos temas reconocibles desde la primera nota, que sin preámbulos van al grano y en 30 segundos ya te tienen ganado. Luego hay otras buenísimas, como Texarkana, Near Wild Heaven o Radio Song, pero ninguna con tanta perfección a la hora de transmitir lo que para mí representaba R.E.M. en aquel momento.

Melanie Silva: Losing My Religion, es pegadiza aún sin tener un ritmo que destaque, se convirtió en un éxito mundial como metáfora del amor no correspondido. Uno de sus miembros, explicó que la expresión “perder la religión” hace alusión a un antiguo refrán de Estados Unidos en el que se dice que cuando ocurre algo terrible puede afectar tan profundamente a alguien que puede llegar a hacer que dude de sus creencias.

Pedro Hernández: Losing My Religion… ¡No, es broma, ni loco! Si me tengo que quedar con una sería Endgame por su musicalidad y sus sonidos folk que recuerdan tiempos mejores, algo que R.E.M. siempre supieron hacer muy bien gracias a la maestría con las cuerdas de Peter Buck. No es que Losing sea mala ni mucho menos, seguramente sea la mejor canción del disco pero es que se me hace más larga que las visitas al dentista…

Sergio Vecino: Aunque sea caer en un cliché Losing My Religion es otro rollo, es un tema a otro nivel, está todo tan bien cuidado y te atrapa tanto… da igual que pasen los años, es de esos temas que pasan a la historia.

¿Qué importancia crees que tiene tanto en su contexto generacional como en la influencia que tuvo después?

Manu Hernández: Creo que en su tiempo consiguieron ser banda sonora de toda una generación, mientras una parte más visceral exploraba los rincones más tristes del alma con el Grunge. De hecho veo similitudes en algunos temas, pero sin duda su mayor éxito es haber sabido mezclar el Folk con el Rock y acercarlo al público de masas en unos años en que había muchísima música de calidad que triunfaba en prácticamente todos los estilos. Añadiría además que, sin ser estrictamente Indie, sí se encuentran dentro del árbol genealógico de este estilo que después ha parido grandes bandas.

Melanie Silva: Aun sin pretender que se convirtiera en un éxito de ventas consiguieron que este trabajo hiciera historia, ganando tres premios Grammy siendo dos de ellos por su primer sencillo Losing my religion (mejor canción y vídeo), y otro como mejor álbum de música alternativa. Esto marcó un precedente ya que demostraron que una banda de este estilo podía llegar al gran público sin perder su personalidad.

Pedro Hernández: Fue sin duda uno de los discos más escuchados en su día, un superventas. De algunas de sus canciones se hicieron mil versiones, desde metal a aquella cosa horrorosa que llamaban “bakalao”. R.E.M. han sido una gran influencia para muchos músicos y tienen su parte de culpa en aquello que vino después que muchos llamaron Brit Pop, pese a ser una banda de Georgia USA.

Sergio Vecino: Fue un disco con un impacto brutal, me cuesta pensar discos que estén a su nivel en cuanto al impacto en la industria, fue tanto premiado como alabado por la crítica y está claro que es por algo. Creo que es un disco básico para comprender el rock posterior a él, tiene muchos elementos de los que aprender si eres músico.

¿Crees que en el siglo XXI se ha publicado algún disco con alguna similitud o relación?

Manu Hernández: Por impacto discográfico creo que Coldplay y su Viva La Vida, y siendo estilos diferentes me transmiten algo muy parecido. Aunque en el caso de la banda británica el éxito llegó prácticamente desde el principio de su carrera, como ha venido pasando en la mayoría de las bandas grandes de la historia. Por mayor afinidad de estilo, diría que unos Mumford & Sons o los ya extintos Dry The River. En todo caso son bandas británicas, es evidente que hace muchísimo tiempo que desde el nuevo continente no emerge una banda o artista solista de Rock mainstream. Las nuevas generaciones se identifican más con otros estilos.

Melanie Silva: A día de hoy creo que no hay ninguna banda con un sonido similar a R.E.M., puede que algunos grupos se hayan influenciado de su música, pero teniendo una personalidad tan única es imposible hacer algo similar a ellos.

Pedro Hernández: Bueno… En cuanto a calidad hay discos muy buenos ahí fuera, pero, en cuanto a repercusión, lo dudo. Y lo dudo principalmente porque la industria dejó de apostar por el rock y pop alternativo. Hoy en día es impensable un tema como Losing My Religion sonando todo a todas horas en las emisoras… Ya sabes… O llevas chándal con un montón de oros colgando, una gorra con la pegatina del precio, un corte de pelo como si le debieras dinero al peluquero y tienes serias dificultades para hablar correctamente en tu lengua nativa o no sales por la radio… Entonces es difícil repetir hoy en día éxitos como este disco o como cualquiera de los grandes discos de los 60 a los 90… Ya no se hacen discos, se hacen singles para usar y tirar en plataformas y mañana nadie se acuerda de ellos. Así es imposible.

Sergio Vecino: Aunque está claro que hay grupos que se pueden acercar por sonido me parece imposible que haya algo que se le acerque, ya no entro a juzgar la calidad ya que hay trabajos del palo buenísimos, pero sencillamente son distintos. El Out Of Time me parece irrepetible y único en su género.

Manu Hernandez
Metalomaníaco admirador de aquellos que se comunican mediante notas y acordes musicales. Siempre tienen algo que decir, aunque pocos les entiendan. Intento responderles con imágenes, pero también hablo inglés, portugués, y murciano. Ah, y a veces escribo, en castellano.... XD

Otras noticias

Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

10,333FansMe gusta
6,306SeguidoresSeguir
2,049SeguidoresSeguir
218suscriptoresSuscribirte