Reseña: Demised – The Fall

0
42

La mejor parte de escribir cosas para Rock Culture es la posibilidad de tener un acercamiento directo a bandas más underground que de otro modo tendría más difícil conocer. Este es el caso de Demised, una suerte de sorpresa.

En The Fall, el último trabajo de los murcianos, nos encontramos con influencias como el black ambiental, el progresivo, el gothic o el doom. Si os gustan grupos como Opeth, HIM o sobre todo Type 0 Negative este disco está hecho para vosotros. Cada canción se siente con identidad propia sin caer en esa sensación de copia pega tan tediosa sobre todo en álbumes de corte más lento.

demised-the-fall-rock-culture
La evolución del disco se siente muy natural, deja espacio para respirar y que todo se vaya cociendo a fuego lento, son conscientes de sus cartas y no tienen prisa en enseñarlas. Todos los instrumentos están equilibrados aportando lo que cada tema va necesitando, en especial me han gustado mucho los arreglos con guitarra acústica en canciones como Gaze At The Brightness, lo cual me parece muy valiente y con un resultado inmejorable; para mí la mejor canción del disco. Aunque éste no es el único elemento que usan para enriquecer sus temas, también me gustaría destacar el resultado tan bonito que da la voz de Loly Mateo que acompaña a la principal en Stretching out to infinity y Walk into the Haze.

demised
Fotos: Alfonso Rock Culture – Concierto presentación The Fall

La voz principal me parece única, no es que ensombrezca a la parte instrumental pero es imposible no notar la increíble personalidad que otorga a las canciones, las guitarras eléctricas van construyendo melodías que se van quedando en la cabeza poco a poco y también han sabido darle espacio a algún solo en canciones como In the creek con un tono que me ha parecido impresionante. En cuanto a la batería y el bajo son de esos que están de fondo y de primeras no te fijas mucho, pero sin ellos se perdería toda la magia, construyen una base muy sólida sobre la que construir todo lo demás, con una profundidad sin la que no me puedo imaginar sus 9 canciones.


The fall está muy bien medido, en ningún momento sientes que una canción sobre o alguna parte esté sobrecargada, ésta me parece su mayor virtud (que no la única) ya que como músico entiendo lo difícil que es poner o quitar elementos de una canción hasta que se encuentra ese punto ideal.

Me parece un trabajo muy bonito de oír con mucho mimo puesto en él, es un disco hecho con ganas y se aprecia en cada nota. Al acabar de oírlo me he sentido satisfecho y que ha merecido la pena y eso creo que es lo mejor que se puede decir de cualquier trabajo musical, es una pena que sea un estilo más nicho que otros porque su calidad es de 10.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here