Crónica y fotos Alpargata en la Sala Joy Eslava (Madrid)

Alpargata presentan su nuevo disco en Madrid con un rotundo éxito.

Hay momentos, conciertos o álbumes que son clave en la historia de un grupo. Para los madrileños Alpargata, el día de hoy ha sido uno de ellos. No sólo han reventado una de las salas más importantes de Madrid, sino que han entrado en absoluta comunión con un público que los lleva siguiendo durante largos años. Se puede considerar el culmen de muchos años de esfuerzo, de componer música y de ensayar para sonar como nunca. Esto ha desembocado en el tremendo concierto que hemos podido vivir hoy. Tenemos a una de las bandas más técnicas y originales del panorama totalmente entregada a su público y haciendo historia. No me refiero a la historia de la industria, pero desde luego que en la suya propia como banda.

alpargata madrid

La apertura de puertas se produjo a las 20:00, donde los primeros entusiastas empezaron a rellenar el espacio de la Joy poco a poco, esperando pacientemente el comienzo del concierto. Sucedió a eso de las 21:00, una hora después, cosa que no rebajó en ningún momento el entusiasmo del público. La intensidad de la luz descendía progresivamente mientras que los siete músicos se situaron en sus respectivos instrumentos. Y por fin, el momento esperado llegó.

Las primeras notas de Latin Freak 155 comenzaron a sonar. Tras este tema con influencias muy jazzísticas llegó uno más bailable y de los más cómicos, Cyborg Gitano, donde nos ponemos en la piel de un ciborg rumbero. La gente ya estaba desatada y bailando cuando llegó su último single, Medidas Ejemplares. Los tres temas que abrieron el show pertenecen al nuevo disco, Locos Vs Gilipollas, estrenado muy recientemente. El entusiasmo del público por escuchar lo nuevo de Alpargata quedó patente desde el principio.

alpargata madrid

alpargata madrid

Siendo un concierto tan importante para la banda, no podían dejar de lado las esperadas colaboraciones. La primera de ellas fue la de Arturo Pueyo (Los Madrugadores) demostrando su tremenda habilidad al clarinete. También quiso sumarse a la fiesta el gran Pedro Chillón (Mundo Chillón), amigo de la banda y, como ya os comentamos en la entrevista realizada, una de sus principales influencias. El tema Peti Suis sonó mejor que nunca gracias al ingenio y la cálida voz de este original personaje. Las geniales Ana e Isa aportaron al compás las palmas tan características de la música tradicional en España en temas como Jota Patriótica.

Estamos en Madrid, y si había alguna canción que tenía que sonar es Chotis Fusión. Elalpargata madrid público la disfrutó en sus carnes, con un fervor propio de quien se siente totalmente identificado con la letra. Después llegó el momento más marciano, con el tema Extraterrestres de su segundo disco, Subiendo de Nivel. Continuaron con Jota Patriótica, la cual es una ferviente crítica social sobre la situación política española y que está estructurada en cuatro partes muy bien diferenciadas.

A partir de este punto el concierto desembocó en un absoluto caos (en el buen sentido, por supuesto). Escuchamos encadenadas sus canciones Electrolatino, una sátira muy curiosa contra cierto sector musical. 3 Peras, una canción didáctica para que cualquier persona pueda entender el concepto de igualdad independientemente de tu ideología o condición existencial. Pájaros, en el cual se subieron todos los músicos que habían colaborado esa noche. Y por último, Santoña, donde desplegaron todo el virtuosismo musical para despedirse del entregado público.

alpargata madrid

alpargata madrid

Pero aquí no acabó la cosa. Tras una breve parada en los camerinos salieron de nuevo para sorprendernos con dos temas adicionales. Darío, encargado de aportar la instrumentación de viento, salió en solitario demostrando el increíble talento que posee e introduciendo el tema/improvisación que venía a continuación. Todo el grupo salió con una estética hippie compuesta por unos graciosos gorritos y gafas de sol. La llamada Jipi Cumbia puso a todo el público a bailar mientras la banda improvisaba de forma muy virtuosa.

Si lo que acabábamos de presenciar había sido impresionante, lo que vino a continuación no tuvo nada que envidiar. El batería de la banda apareció ataviado solo con calzoncillos, bata, un rollo de papel higiénico en mano y una camiseta de Justin Bieber para presentar una de las canciones más esperadas por el público, Cagando en la Biblioteca. Tras esta absoluta performance cómica, el grupo se despidió nuevamente cerrando una velada increíble.

alpargata madrid

Pues no, los gritos, silbidos y aplausos del público demostraron nuevamente que aquí no podía acabar el concierto. Y así lo tenía previsto la banda ya que invitaron a colaborar a Pedro Pastor y los Locos Descalzos. Estos subieron con camisetas de España, para interpretar a ritmos de marcha militar su canción Portugal. A continuación, llegó otro de los temas más conocidos de la banda, la Rumba Illuminati. En directo funcionó a la perfección, porque puso a todo el público a cantar sobre todo lo esotérico conocido.

La última canción no podía ser otra que una de la más bonitas y sentimentales que Alpargata han compuesto jamás. Me estoy refiriendo a Muelle Barón, un tema del que a todos los asistentes se nos quedarán grabados sus versos: “Muelle Barón, llévate la tristeza y tráeme la ilusión”. Sin duda, un colofón absolutamente perfecto a un concierto que nos había hecho sentir precisamente así.

alpargata madridA modo de resumen, podemos considerar que un concierto que llega a las dos horas y que cuenta con músicos de altísimo nivel es más que aceptable. Si le añadimos la diversión, el humor y que son capaces de ponerte a bailar sin ninguna preocupación lo hace aún mejor. Y por poner la guinda al pastel, contó con numerosas colaboraciones y con una conexión público-banda exquisita. Se nota que se disfrutaba de la música en todas las dimensiones con las que esta conecta. Ojalá todos los grupos fueran capaces de ponerle el mismo cariño y mimo al show.

Si fue un concierto inolvidable para todos los asistentes, es gracias al planteamiento de la banda, la cual culmina largos años de esfuerzo, de crear música y de mejorar como músicos y como personas. Como decía al principio del artículo, podemos considerar este momento del grupo como una cima escalada de la que se pueden sentir harto orgullosos. Pero aquí no se acaba todo. Al conjunto madrileño solo les queda buscar cimas más altas para poder ver en retrospectiva este concierto como algo pequeño.

¿Esto ha sido un hecho importante para ellos? Desde luego. Pero es algo pequeño en comparación con lo que puede depararles el futuro.

alpargata madrid

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.