Crónica | Noche mágica en Barcelona de la mano de Leprous

Pese a la posibilidad de que finalmente no se pudiera celebrar el concierto debido a los problemas derivados de la nueva cepa de Covid, que ya supuso algún que otro problema en otros países; al final todo quedó en nada y pudimos disfrutar sin duda de uno de los grandes conciertos de este 2021.

Sobre las 18:30h se abrían puertas en la Sala Apolo de Barcelona y pese al frío de la noche barcelonesa pudimos comprobar que no iba a suponer un problema en cuanto a asistencia puesto que la banda rozó el sold out en su visita a Barcelona.

Una vez pasados los controles sanitarios oportunos, pasaporte covid y máscaras, el público fue llenando la sala confirmando el poder de movilización de Leprous.

 

Aiming For Enrike calienta la noche Barcelonesa con su propuesta musical

Con puntualidad “británica” el dúo Noruego Aiming for Enrike, formado por Tobias Ørnes a la batería y Simen Følstad Nilsen a la guitarra, aparecían en el escenario para arrancar la noche.

El dúo noruego nos visitó por primera vez en España para ofrecernos una breve pero muy interesante muestra de su propuesta musical.

Es muy difícil catalogar al dúo puesto que su música es una mezcla de estilos que van desde el jazz, postpunk, funk, noise music o incluso electrónica creando un universo sonoro único y buena prueba de ello fue su actuación. 

El público no podía contenerse y se movía al ritmo de los temas que tocaba la banda, una buena manera de entrar en calor.

Wheel, todo sobre ruedas en el escenario

Si en algo se caracterizaron las bandas fue en la puntualidad. Unos minutos antes de las 19:45h se apagaron las luces del escenario para hacer acto de presencia.

Uno a uno se fueron ubicando en sus posiciones; Santeri Saksala a los mandos de la batería a la derecha, delante suyo estaba Mikko Määttä al bajo. Roni Seppänen con su guitarra a la izquierda y James Lascalles voz/guitarra en el centro del escenario.

El escenario disponía de una pantalla en la que se iban proyectando el logo de la banda, luces apagadas y empieza el show.

Los finlandeses escogieron Vultures como tema para abrir la noche, acompañados de la iluminación potente y focalizada en la banda para jugar con las sombras al ritmo de su metal progresivo intenso pero con momentos melódicos.

La banda que tan solo tiene 2 álbumes de estudio centró su setlist su álbum más reciente, Resident Human publicado este mismo año. Uno a uno fueron desgranando gran parte de su discografía. 

Cabe destacar el momento en el que sonó el tema Movement, tal vez el momento más “suave”, acompañado de la voz de James Lascelles y la guitarras contundente de Roni Seppänen que hizo las delicias del público.

El directo de la banda es brutal, aportando nuevos matices dentro del género del metal progresivo. Esa mezcla de melodía y contundencia en su sonido en directo es de agradecer puesto que supone un soplo de aire fresco.

Cerraron la noche con Wheel del álbum con su mismo nombre, una gran manera de dejarnos con muchas ganas de volver a disfrutar de su directo por Barcelona que esperemos que sea pronto.

Leprous y su recorrido nostálgico nos regala una noche mágica

Sobre las 20:50h las luces de la sala se apagaban de nuevo para empezar el momento estelar de la noche. La pantalla empieza a proyectar imágenes y Leprous aparece en el escenario.

En el centro del escenario aparece Einar Solberg al frente de los teclados para ejercer de maestro de ceremonias mientras el resto de la banda coge sus instrumentos y se prepara para lo que será una noche para el recuerdo.

Leprous

Baard Kolstad se sitúa en una de las dos baterías que hay en el escenario a la izquierda, Tor Oddmund Suhrke (guitarra) y Simen Borven (bajo) frente a él y Robin Ognedal a la derecha.

Empieza el espectáculo con uno de los primeros temas de la banda Silent Waters seguido de Eye of the Storm y Disclosure a modo de intro sin pausas entre temas que sin duda nos transportó con cierta nostálgia a los primeros discos de la banda. 

El siguiente tema fue Passing del álbum Tall Poppy Syndrome, en el que Einar nos puso la piel de gallina con sus cambios de registro tan espectaculares demostrándonos que es capaz de alternar entre sonidos agudos y guturales con una facilidad pasmosa. 

Dare You fue otro de los temas escogidos de su álbum Tall Poppy Syndrome mientras la pantalla del escenario proyectaba imágenes del álbum y vídeos de los temas que acompañados por la iluminación y el sonido de la banda en directo nos ofrecía un espectáculo increíble para deleitarnos en todos los sentidos. 

Tocaba el turno de Bilateral y los temas escogidos fueron Forced Entry y Painful Detour para sorprendernos a todos al ver que la segunda batería del escenario era ocupada por Tobias Ørnes Andersen, ex batería de la banda. 

Poder disfrutar de dos baterías del nivel de Oddmund y Tobias sincronizando el doble bombo potenciando el sonido de la banda a unos niveles increíbles fue todo un acierto y así lo demostró el público vibrando al ritmo del doble bombo de estos genios.

Siguiente disco; Coal y los temas elegidos fueron Foe y The Valley. Momento especial de la noche en la que se pudo apreciar la conexión entre la banda y el público de Barcelona coreando sus temas completamente entregados a Einar y el resto de la banda. Sin duda el momento culminante de la noche y todavía faltaban varios discos escuchar. 

The Price nos metía de lleno en el álbum The Congregation seguido de Slave a modo de pausa para coger fuerzas para el resto del show ofreciéndonos uno de los momentos más íntimos de la noche en el que se podía apreciar la magia del momento que estábamos viviendo.

Exhaustos pero con más ganas después de The Congregation tocaba el turno de Malina. Los temas escogidos fueron Bonneville y From the Flame en el que Einar nos puso la piel de gallina con su voz modulable tan característica. Otro de los momentos de la noche llegó con el tema From the Flame en el que todos los asistentes vibraron como pocas veces he visto haciendo que el público entrara en éxtasis.

Tocaba el turno al siguiente álbum de la banda, Pitfalls y los temas escogidos fueron Below y Distant Bells en los que pudimos ver en el escenario al trompetista Pedro para acabar de incorporar un sonido más melódico y poético transportándonos de lleno a uno de los momentos más íntimos de la banda.

La noche llegaba a su fin con el álbum Aphelion y los temas elegidos fueron Out of Here y Nighttime Disguise como momento culminante de la noche en el que todos los músicos en escena nos ofrecieron el broche de oro a una noche increíble.

Hubo tiempo para un bis y el tema escogido fue The Sky Is Red del álbum Pitfalls en el que toda la sala se rindió por completo en modo de aplausos, gritos y ovaciones ante el espectáculo memorable que acabamos de disfrutar. Muestras de cariño de la banda hacía su público a medida que iban abandonando el escenario.

Noche para el recuerdo la que vivimos en la Sala Apolo de la mano de Leprous tanto por la calidad del sonido, la puesta en escena, el repertorio escogido por la banda y las ganas que tenían los fans del grupo de volver a verlos en Barcelona.

Sin duda alguna el mejor concierto de 2021 al que he podido asistir.

 

Setlist

  • Silent Waters / Eye of the Storm / Disclosure
  • Passing
  • Dare You
  • Forced Entry
  • Painful Detour
  • Foe
  • The Valley
  • The Price
  • Slave
  • Bonneville
  • From the Flame
  • Below
  • Distant Bells
  • Out of Here
  • Nighttime Disguise

Bis 

  • The Sky Is Red