Reseña: Mortsubite – Deimos

Dieciocho segundos. Es el tiempo que tenemos para disfrutar de paz y tranquilidad antes de que Mortsubite pisen a fondo y comiencen a meter tralla. Así es su álbum Deimos, que con apenas 35 minutos de duración a lo largo de 7 temas sobra para dejar el listón de la escena española del death muy alto. Aunque no podemos tampoco clasificarlo como simple death, ya que incluyen numerosas influencias de otros estilos, como deathcore, death melódico e incluso algún riff concreto que juraría que se trae un aire al black.

Encuentro todo un acierto el utilizar el castellano como idioma para este trabajo; en general considero que hay que utilizar el idioma con el que más cómodo se sienta la banda y con el que mejor pueda trabajar. Mortsubite tratan temas como la existencia, vida, muerte y el tiempo con unas letras abstractas y geniales, haciendo del hecho de captarlas todo un placer para el oyente. Pero no es sólo el tema vocal lo que engancha de este Deimos, sino el cuidado que se ha puesto en todo el conjunto. Ésto sale a relucir por primera vez cuando escuchamos el segundo tema, Cronófago que realmente parece que se trate de una bomba de relojería, contando los poco segundos que nos quedan hasta que todo estalle, “¿Dónde está el final de este agónico tormento? ¿Es éste acaso el Armagedón que prometieron?”. Los cambios de tempo y lo marcado que está éste en ocasiones consiguen a la perfección dar esta sensación. Con Clepsidra encontramos el tema con más influencias de melodeath del álbum, una atmósfera realmente épica (la que más de todo Deimos), llegando finalmente a un riff rápido y muy melódico para romper al más puro estilo del death, cargada de brutalidad.

 

Al llegar a Péndulo nos encontramos con una instrumental que marca la mitad del camino hasta el final del trabajo. Podemos encontrar aquí algún riff suelto que casi recuerdan al black, aunque también alguno más metalcoreta (no pegan nada estos dos juntos, ¿Eh?) pero mezclados a la perfección, consiguiendo que no desencajen. Gnomon es, sin duda alguna, donde mejor se aprecian los toques más cercanos al deathcore de Mortsubite; breaks, guitarras cercanas al death, vocales muy brutales y una batería curradísima. Continuamos, ya casi llegando al final, con Transhumanista que, de todos los temas de Deimos es la que consigue una atmósfera épica similar a Clepsidra, aunque casi parece una fusión de esta con Gnomon, con elementos tanto del death melódico como del deathcore, llevando siempre el death como elemento conciliador entre las distintas influencias. Con Deimos, tema que da nombre al disco, volvemos a una estructura similar a Vórtice, con la que hemos empezado este viaje. Es bastante apropiado que sea así, y muestra el gran cuidado que se ha puesto hasta en la estructura del propio álbum, no solamente en el apartado musical.

Mortsubite han trabajado a conciencia en este DEIMOS para presentarnos un trabajo realmente pulido y cuidado. ¿Te gusta el death? Genial, escúchatelo porque te va a encantar. ¿Te gustan el melodeath o el deathcore? Escúchate el álbum también. ¿Te gusta el metal en general? Pues ya sabes. Creo que es un álbum al que cualquier persona que disfrute del metal debería dar una oportunidad, mucho más sabiendo que es producto nacional, así que ¿A qué esperáis?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.