Entrevistamos a Birds in Row: ‘Queremos poner nuestra música al frente’

Entrevistamos a Birds in Row, banda de hardcore-punk francesa, en su paso por Madrid.

En primer lugar, muchas gracias por vuestro tiempo. ¿Cómo va todo en la banda?

¡Bien! (se ríe). Estamos muy ocupados este año. Hemos sacado nuevo álbum hace un año y hemos estado tocando muchísimo desde que lo sacamos, así que estamos muy ocupados (se ríe)

Antes de comenzar, voy a hacer unas cuantas preguntas básicas para la gente que no os conozca. ¿Podríais hacer una breve introducción del grupo?

Somos Birds in Row, una banda francesa. Empezamos hace diez años y hemos tocado más de 800 conciertos en ese periodo de tiempo. Tenemos dos álbumes, tres EPs y un EP dividido, eso es todo. Somos una banda de screamo pop rock. Intentamos hablar de problemas sociales en general. Giramos un montón en Europa primero y después tuvimos la oportunidad de salir e ir a Japón, Australia, México, Cuba, EEUU o Canadá.

¿Cuáles son vuestras principales influencias?

Pues todo aquello que escuchamos. Por ejemplo, en el género que tocamos podría decirte Envy o Cult of Luna. Esas bandas nos han influenciado mucho pero también cosas como el indie rock, bandas de folk, electrónica… Cualquier cosa que escuchemos es una influencia en la música y en las letras. De la misma forma también el como sentimos la vida en general y como nos sentimos oprimidos por muchas cosas. Eso es de lo que solemos hablar normalmente en las letras.

¿Qué canciones recomendaríais para introducir vuestra música a gente que no os escucha?

Depende de lo que a la gente le guste normalmente en cuanto a música recién salida. Pueden básicamente coger cualquier canción. Aunque más tarde nos hemos dado cuenta de que en el nuevo álbum hay canciones que son mucho más sencillas de escuchar como 15-38 o We vs Us, así que quizá escogería esas.

Vuestra música suele estar catalogada como hardcore-punk. ¿Estáis realmente de acuerdo con esa afirmación?

No hemos podido elegir (se ríe). Estaría basado en punk rock pero con la violencia, podría decirte. Siempre nos ha pasado que como banda la gente no sabe como etiquetarnos. hardcore punk tendría sentido porque es la escena en la que hemos evolucionado. Hemos girado con muchas bandas de hardcore y nuestro ‘ethos’ está basado en el del punk así que tendría sentido. También al mismo tiempo partes de nuestra banda son más de indie punk quizás e incluso otras como noise o incluso metal. Es difícil de decir. Mucha gente dice screamo pero tampoco lo sería. Así que si, como quieras llamarlo.

Probablemente sea sólo una palabra, ¿verdad?

Si, si, justo eso.

Bueno, yo creo que ya está bien de presentaciones, vamos a hablar de vuestro último disco We Already Lost the World. Para mi es uno de mis discos favoritos, de verdad. Me gusta muchísimo. ¿Qué nos podríais contar acerca de su creación? Acerca de su producción, composición, influencias, recepción, lo que queráis.

Creo que es la primera vez que tuvimos la oportunidad de hacer una preproducción de verdad. Grabamos tres canciones por nuestra cuenta antes de la producción real. Grabamos tres canciones, tres meses después otras tres canciones y dos meses después otras dos canciones más. Así que nos llevó nuestro tiempo hacerlo e incluso tuvimos que apurarnos al final porque siempre pasa lo mismo. Esta es la diferencia más sustancial. El primer álbum, You, Me & The Violence, fue compuesto en un corto periodo de tiempo pero para We Already Lost The World quisimos tomarnos un año de descanso sin hacer giras y sólo componiéndolo lentamente, intentando tomarnos nuestro tiempo. Hicimos las tres demos y tuvimos oportunidad de dar un paso atrás y cambiar cosas. Después lo grabamos.

Solemos grabar siempre de la misma forma. Grabamos los tres en directo y luego añadimos voces. Tocamos en la misma habitación para mantener la energía de la banda. Cuando compusimos las primeras canciones sentimos como que este álbum tenía que unir a la gente, como si quisiéramos conocer alcanzar un tipo de, no amor, pero si entendimiento y respeto. Realmente queríamos hacer un álbum con vibraciones positivas porque es lo que sentíamos por aquel entonces. You, Me & The Violence fue un poco más depresivo porque trata de como nos sentimos oprimidos. Con We Already Lost the World es más: ‘Vamos a intentar hacer algo juntos para no encontrar esa fácil solución que es odiarnos los unos a los otros’. Así que ese fue realmente el foco del disco, tenía que ser algo positivo y que ayude.

¿Qué me podéis contar sobre vuestros shows? Hace unos días tocasteis en el Resurrection Fest, ¿Cómo fue la experiencia?

Muy guay. No sabíamos si iba a venir mucha gente porque tocábamos a las dos de la mañana, pero en España eso no es problema, así que estaba repleto de gente. Fue muy guay. Siempre es interesante ir de la barra, al escenario y después de vuelta a la barra. Fue una experiencia muy buena.

Y bueno, este año vais a tocar en el ArcTanGent Festival. ¿Qué podemos esperar de ese show?

Ya veremos. Nunca hemos estado, ni siquiera como público. Mucha gente nos dice cosas muy buenas sobre el festival. Unos amigos de nuestra ciudad van muy a menudo y también van este año así que va a ser guay. El cartel es muy diverso, con muchas bandas diferentes, todo como muy ‘proggy’ pero es muy interesante.

¿Y qué bandas recomendaríais o qué banda no os perderíais?

Daughters tocan el día antes que nosotros. En el mismo días también están Russian Circles. Ya hemos tocado con ellos, son increíbles. Bandas que escuchábamos mucho como Meshuggah. Cult of Luna también tocan. Brutus estarán tocando el mismo día que nosotros. Battles son muy guays. Hay muchas bandas pequeñas que vale la pena escuchar, además de las más grandes, en este tipo de festivales. Siento que es como una especie de Roadburn pero hecho por gente que de verdad le encanta ese tipo de música. Deberías escuchar a todas las bandas, en mi opinión.

Quiero hablar de la escena musical. ¿Qué diferencias pueden existir entre un festival inglés como el ATG o uno español como el Resurrection?

Todos los festivales son diferentes. Quizás hay más metal en el Resurrection. Mucho grindcore, mucho thrash. No he visto bandas del mismo estilo en el cartel del ATG así que creo que la diferencia está ahí. Nunca hemos estado en un festival en UK, no todavía, así que ya veremos (se ríe). No creo que la diferencia venga del país. Creo que tiene más que ver con la dirección que el festival quiere tomar. Podríamos decir que el Resurrection es una especie de Hellfest pero en España, con lo que están más centrados en el metal, pero también meten bandas locales cosa que es bueno. Sin embargo, ellos probablemente no tienen los medios que el Hellfest tiene.

Cuando festivales como el ATG o el Roadburn, festivales más de nicho, donde tienen que traer bandas muy específicas, sabes que su visión no es la de un festival de metal. Es más como un festival de progresivo. Es más filosófico que relacionado con un género. No creo que tenga que ver con el país, creo que es más como el festival quiere ser o hacer.

¿Es difícil crecer como banda en Francia?

Si, creo que es difícil crecer en cualquier sitio (se ríe)

Bueno, yo creo que en países como Reino Unido hay más herramientas para promocionar a las bandas que por ejemplo en España. Aquí es realmente difícil.

¿Hay menos bandas girando?

Si, por ejemplo, aquí no hay bandas reconocidas internacionalmente. Por ejemplo, en Francia está Gojira.

Porque es una banda de metal. Nosotros no podemos relacionarnos con ellos porque el metal y el punk tienden a disociarse. Creo que Francia es un poco como España en ese sentido. No es el tipo de país donde consigues muchos shows como en Alemania o Reino Unido. Así no puedes sentir que puedes lograrlo cuando eres un niño porque no tienes los ejemplos de bandas que escuchas en el bar y puedes hablar sobre ellas y sentir como que tú puedes hacer lo mismo. Así que quizás es la parte más dura. Creo que es duro en cualquier sitio.

Estuvimos en Estados Unidos el mes pasado y hay muchísimas bandas. Puedes pensar que ellos tienen todo lo necesario para crecer como banda pero no es cierto, porque siempre hay algo que lo hace complicado. Me refiero, nosotros venimos de un pueblo muy pequeño de Francia, no había oportunidad para que nos convirtiéramos en la banda que somos ahora. Así que somos un gran ejemplo para aquellos que quieran empezar una banda. No importa de donde vengas, puedes conseguirlo. Sólo depende de lo mucho que te esfuerces y de la suerte que tengas.

¿Qué me podéis contar acerca de vuestra filosofía como banda? No utilizáis vuestros nombres, ¿verdad?

Queremos poner nuestra música al frente. Desde el principio de Birds in Row queríamos crear alternativas para cualquier cosa relacionada con las bandas. Cuando empiezas con una banda piensas que tienes que vender algo de merch y una camiseta, por ejemplo, son 10 euros. La colocas en la mesa y nunca piensas sobre esa actividad. A nosotros nos gusta pensar en cada cosa que hagamos. Por ejemplo, el merch, para qué vamos a poner precio si podemos convertirlo en donaciones. Lo mismo con nuestras caras, para qué vamos a ponerlas en nuestras fotos promocionales igual que si fuéramos una boyband. Es algo que está muy inserto en nuestra cultura, el hecho de que tienes que conocer a la persona que está haciendo la música.

Creo que es más interesante escuchar la música, leer las letras y ver si a la gente les gusta o no. En parte también es porque la escena punk es una comunidad y en una comunidad nadie es más importante que otro. Así que vamos a tocar hoy y tu vas a estar entre el público, pero quizás mañana yo estaré entre el público viéndote. No hay una jerarquía real en la escena punk. También es más conveniente cuando la gente no sabe tu nombre (se ríe). Especialmente si tienes que cruzar la frontera ilegalmente.

Una de mis preguntas precisamente iba a ser acerca de vuestra política de ‘paga lo que quieras’. ¿Queréis añadir algo acerca de esto?

Si, para nosotros es que no hacemos música para vender camisetas. Tenemos que hacerlo porque la economía va tal que así. Si quieres poner gasolina en la furgoneta tienes que conseguir algo más de dinero que lo que el tour te va a dar. Nuevamente, es interesante cuestionarse sobre cómo haces las cosas. No estoy diciendo que esto sea la mejor opción, es solo nuestra alternativa. Prefiero que la gente aporte una donación para poder seguir haciendo lo que hacemos así que, ¿por qué no dejarles decidir cuanto aportar? Llevamos haciendo esto desde que empezamos, hace diez años y casi nunca nos hemos encontrado a gente que nos dé un euro por un vinilo. Pasa de forma rarísima. Te hace darte cuenta de que si confías en la gente lo suficiente, al final da sus frutos. No van a intentar fastidiarte ni nada por el estilo.

Vivimos en una sociedad donde todos nos asustamos de todos y te sientes como que no puedes contar con la gente de a tu alrededor. Realmente si puedes. Este es el mejor ejemplo. Estamos lejos de casa y necesitamos algo de dinero para poder volver. Al final la gente te ayuda y consigues hacer aquello que necesitas.

Y, siguiendo en la línea de estas cuestiones, ¿qué más cosas de este estilo os hacen diferentes al resto de bandas?

Por ejemplo, que somos los mejores (se ríe). Todas las bandas son diferentes. Nuestra banda es diferente a la que éramos diez años atrás. Siempre está cambiando porque componemos cosas diferentes, cambiamos el sonido, como sonamos en directo, etc.

Bueno, después de este tour, ¿qué planes tenéis?

Hemos estado mucho tiempo de gira. No estamos cansados de las canciones que tocamos pero casi (se ríe). Tenemos un nuevo batería así que él no ha grabado el nuevo álbum. Estamos muy motivados para componer cosas nuevas juntos. Queremos hacer los shows que nos quedan y visitar los lugares en los que no hemos estado con este álbum y quizás empecemos a componer de nuevo.

¿Hay algo más que queráis añadir antes de finalizar?

Nos gusta mucho hablar con la gente después de los shows. Es muy importante para nosotros porque nuestra banda se ha hecho más grande de lo que esperábamos. Antes tocábamos siempre en el suelo porque queríamos estar conectados con la gente. Ahora que más gente viene a vernos, tenemos que tocar en el escenario porque de lo contrario sólo las primeras filas te van a ver. Luego, es importante para nosotros hablar con la gente porque las discusiones que he tenido con las bandas que me gustaban me han cambiado mi perspectiva drásticamente. Me ha hecho entender que podía hacer esto, incluso viniendo de una ciudad pequeña, incluso sin saber como tocar la guitarra decentemente. Así que si estás asustado de empezar una banda simplemente no te asustes, hazlo. Hay muchas cosas que puedes hacer sin pedir autorización a la gente (se ríe).

Por mí, eso es todo. ¡Muchísimas gracias!

Gracias, muchas gracias.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.