Crónica y fotos de Rosendo en el Rivas Rock 2018

Rosendo se marcha de los escenarios, es la primera vez que no sé qué escribir… No me veo capaz de hacer una crítica del concierto, entre otras cosas porque ¿Quién soy yo para opinar de un señor que en 1972 ya estaba en los escenarios cuando a mí todavía me faltaban siete años para nacer? Ahora no toca eso, lo tengo claro, así que intentaré hacer otra cosa…
Con la venia su señoría

Rosendo Rivas Rock

Rosendo, atlético de corazón y futbolero como el que más, espero que no me tengas en cuenta que te compare con otro gran profesional que se retira este año, Don Andrés Iniesta, porqueRosendo Rivas Rock 2018 ambos sois respetados en todos los campos, porque sois gente humilde con la que nos sentimos identificados las personas a las que no nos ha regalado nada nadie, porque siempre mostráis una educación y una prudencia que tanta falta hace en estos tiempos raros que nos ha tocado vivir, porque siempre tenéis una palabra amable cuando se acerca un fan y porque seguís paseando por vuestro barrio o vuestro pueblo como un vecino más, porque lo que hacéis se nota que sale desde dentro y es sincero. Dos leyendas que habéis hecho feliz a mucha gente, sin necesidad de ir sacando pecho, cada uno con lo vuestro y este año os retiráis de la primera línea de batalla… va a ser difícil llenar ese vacío… ¡Ya lo creo que sí!

Rosendo Rivas Rock 2018No soy quién para opinar desde fuera, pero igual que veo que a Andrés todavía le queda mucho fútbol en sus botas, pude ver en el Rivas Rock Festival que a Rosendo todavía le queda mucho rock en sus manos y en su garganta. Su concierto fue uno de esos que no se olvidan, sin telón de fondo, sin pirotecnia, sin pantallas, sin alardes. ¡Ni falta que hacen! Sólo su Fender Stratocaster enchufada a su Mesa Boogie y sus dos fieles aliados de lujo: Rafa J. Vegas al bajo y Mariano Montero a la batería. Se les veía especialmente bien, como tres personas conscientes de que deben disfrutar cada segundo de algo bonito que acabará pronto. Son sólo tres músicos, pero suenan como seis, y es que, sin quitar mérito a Rosendo, debe ser muy fácil tocar con una base rítmica como la que forman Rafa y Mariano. Salieron los tres en fila, la batería delante en lugar de estar en el sitio habitual, porque el jefe quiere que en su banda estén todos delante, un gesto que le honra. Bajo mi punto de vista, Rafa y Mariano son el mejor acompañamiento que un solista puede tener en España.

El sonido fue bueno. Como me dijo un buen amigo hace muchos años: “es que los dedos tambiénRosendo Rivas Rock 2018 suenan”, ¡ya lo creo! La noche, que empezó siendo muy fría y con un viento y unas temperaturas más propias de febrero que de mayo, se nos hizo corta. Todos estábamos disfrutando de la que posiblemente sería nuestra última vez… Y el público era consciente de ello, detrás de nosotros un padre le decía a su hija “atiende que esto no lo vuelves a ver…” Y así, entre nostalgia, cervezas y buena música, pasamos nuestra última velada con Rosendo Mercado y compañía.
Como decía al principio, se nos va a hacer raro… Con la falta que nos hacen las personas que remueven conciencias y que están aquí, locos por incordiar y que, pudiendo haber sido ingeniero, decidió elegir otra manera de vivir y se colgó una guitarra para comenzar su carrera musical con Fresa, para pasar por Ñu, Leño y terminar convirtiéndose en el rockero más respetado y querido de España… Sólo podemos estar agradecidos.

¡Ah sí! Se me olvidaba… El setlist: Aguanta el tipo, Por meter entre mis cosas la nariz, Cada día, Muela la muela, Cosita, No dudaría, Cuando, Cúrame de espantos, Mala vida, ¡Y dale!, Soy, Amaina Tempestad, Vergüenza torera, El tren, Flojos de pantalón, Masculino singular, Pan de higo, Agradecido, Maneras de vivir y Navegando… 90 minutos, sin tiempo de descuento ni prórroga… se nos hicieron cortos.
Como dijo Rosendo al despedirse: “nos vemos…. ¿o no?” Nos quedan 26 oportunidades de disfrutar del rock de Rosendo. Yo no dudaría en ir a verle.
Gracias Mariano, gracias Rafa, Gracias Rosendo.

Rosendo Rivas Rock 2018

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.